sábado, 20 de abril de 2013

Devolviendo la rapidez a la sesión de Mac OS X

Si algo sabemos los usuarios de los ordenadores de Apple y su sistema OS X es que, con el tiempo y la instalación y desinstalación de programas, el arranque de la sesión con nuestro usuario se hace cada vez más lento, así como el funcionamiento en general. El caso es que si creamos otro usuario, suele ir como la seda.

Leyendo lo anterior podemos pensar que la solución es crear un usuario nuevo y mover nuestros datos, pero ésta es una tarea pesada tanto por las acciones que hay que realizar como por la posterior configuración a nuestro gusto sesión. En la página de soporte de Apple nos explican como realizar el cambio de carpeta de nuestro usuario. Yo lo he hecho en alguna ocasión anterior y puedo asegurar que se mejora mucho, pero que es una pesadez realizar esta tarea y que no está al alcance de un usuario básico. Como veremos ahora hay otros pasos que podemos dar para mejorar el rendimiento.

Yo tengo comprobado que con programas de determinadas empresas el rendimiento baja automáticamente, aunque no lances estos programas: La suite Office de MS; cualquier cosa de Adobe te mete basura en el arranque, tanto del sistema como del usuario, por decir dos. No dejan de saltar avisos de actualizaciones de sus aplicaciones. Y, en teoría, no arrancan con nuestra sesión, vas a las preferencias del sistema a revisar que aplicaciones se inician con nuestro usuario y no están.

Mención aparte me merece la aplicación de Dropbox. Hace unos meses que no la uso e igual han sacado versiones posteriores que funcionan mejor. Esta aplicación la tenía instalada en tres dispositivos: iMac; MacBookPro y un Nexus S. En el primero hace más lento el arranque de sesión. En el segundo ídem al primero y además al dejar el portátil en reposo me reducía la duración de la batería, en ese estado, en cerca de un 70%, es decir, normalmente aguanta unos seis días en reposo y con Dropbox se reducía  a unos dos más o menos. Y en el móvil Nexus S con Android se bebía la batería que daba gusto, además de no respetar la configuración de sincronizar los ficheros únicamente cuando se conectara a la red con WI-FI y utilizar la tarifa de datos a su discreción. Como veis no estoy contento con la aplicación y eso que el servicio en sí me gusta bastante.

Bueno, al grano. Algo que deberíamos usar de vez en cuando es la reparación de permisos en nuestro disco duro. No suele tardar mucho y es sencillo de realizar.

Tan simple como abrir la "Utilidad de discos" situada en la carpeta "Aplicaciones -> utilidades". Seleccionamos la partición que queremos revisar, normalmente "Macintosh HD" y pulsamos el botón "Verificar los permisos del disco". Si no hay errores, hasta aquí hemos llegado. Si los hay, con la misma partición seleccionada, pulsamos "Reparar los permisos del disco". Esperamos a que termine y listo.

Utilidad de discos Mac OS X
Utilidad de discos

La siguiente medida es eliminar los programas de arranque tanto en nuestra sesión como en el sistema. Para realizar estas acciones hay un artículo muy interesante de Pedro Aznar en el blog Applesfera que, por no repetir lo mismo, es mejor que lo leáis allí.

Yo he eliminado en el arranque de mi sesión, a través de las preferencias del sistema, todo lo que no me resulta imprescindible para mi funcionamiento habitual, dejando únicamente "XtraFinder" que, por cierto, es una mejora bastante buena al Finder del sistema. Leed si os place el artículo que ha escrito Fede sobre el programa.

Para dejarlo a nuestro gusto, basta con ir a "Preferencias del sistema -> Usuarios y grupos". Ahí seleccionamos en la columna de la izquierda a nuestro usuario, pulsamos el botón "Arranque" y, seleccionando de la lista de aplicaciones las que no deseemos, pulsamos el botón "-" y ya no arrancarán al inicio de sesión.

Usuarios y grupos en las preferencias del sistema

Y ya, para finalizar, he seguido las indicaciones del artículo de Applesfera que he comentado anteriormente para eliminar aquello que arranca tanto al iniciar sistema como en las sesiones pero que no sale en el panel de preferencias de sistema.

En mi caso he eliminado las siguientes entradas:

En la carpeta /Usuarios/miusuario/Librería/LaunchAgents los ficheros:

  • com.apple.AddressBook.ScheduledSync.PHXCardDAVSource.1E7B3700-9372-41E1-BB56-43B3D9E2A3CD.plist
  • com.divx.agent.postinstall.plist
  • com.macpaw.CleanMyMac.helperTool.plist
  • com.macpaw.CleanMyMac2Helper.scheduledScan.plist
  • com.macpaw.CleanMyMac2Helper.trashWatcher.plist
  • com.valvesoftware.steamclean.plist
El primero no tengo ni idea de para qué sirve, pero lo eliminé por probar y todo sigue funcionando. Lo suyo es dejar el fichero guardado en una carpeta por si algo falla y hay que restituirlo a su origen. El segundo es de DivX. Luego hay tres de una aplicación para optimizar el sistema, que optimizará mucho seguramente pero deja rastros al eliminarla, ya que lleva fuera de mi sistema tiempo. Y para finalizar la aplicación de Steam.

En la carpeta /Librería/LaunchAgente los ficheros:
  • com.adobe.AAM.Updater-1.0.plist
  • com.adobe.CS5ServiceManager.plist
  • com.divx.dms.agent.plist
  • com.divx.update.agent.plist
El "amigo" Adobe y DivX de nuevo, con sus actualizadores y demás.

Y finalizando, en la carpeta /Librería/LaunchDaemons, los ficheros:
  • com.adobe.fpsaud.plist
  • com.adobe.SwitchBoard.plist
  • com.magican.castle.plist
  • com.microsoft.office.licensing.helper.plist
Adobe de nuevo... Microsoft y Magican, un buen programa para mantenimiento del sistema, pero que arranco yo cuando lo necesito y no quiero tener residente.

Eliminado esto y después de reiniciar el sistema, el cambio en la sesión ha sido como de la noche al día. Tanto en arranque de la sesión en sí como, una vez dentro, en las aplicaciones que vas usando.

Aunque parezca muy lioso, en media hora podéis dejar el sistema no como recién instalado, pero sí bastante bien.
Publicar un comentario en la entrada